Print Friendly, PDF & Email

Ciudad de México. El presidente Andrés Manuel López Obrador confió hoy en que en diciembre se tengan vacunas contra Covid-19 para empezar a aplicarlas de manera gratuita en el primer trimestre del año, conforme a un calendario para proteger a la población.

Jorge Alcocer, secretario de Salud, explicó que la previsión es que la vacuna china, de la empresa CanSino Biologics, sea la primera en llegar a México. “Posiblemente con ella empezaremos en diciembre o a más tardar en enero”.

“Es lo esperado, pero es válido para todas las opciones de vacunas”, conforme se tengan los resultados de la fase tres y las autoridades sanitarias los validen. López Obrador señaló que el gobierno disponen de alrededor de 35 mil millones de pesos para adquirir los biológicos.

Alcocer resaltó que la vacuna se aplicará primero al personal médico que atiende la pandemia, seguido de grupos vulnerables –adultos mayores, niños, embarazadas, población con enfermedades crónicas y subrayó que la población joven –menores de 60 años–  no será excluida, “sino se considera que puede esperar a un segundo plano (de vacunación)… Eso se organiza, es a lo que se refiere el presidente”, planteó en Palacio Nacional.

López Obrador manifestó que con la firma hoy de contratos de compra de los biológicos con tres empresas se protege a la población, nos estamos “adelantando para ser de los primeros en contar con la vacuna que se va a aplicar de manera universal, es decir a todos y no nos quedemos rezagados frente a otros países. Es un derecho de todos los mexicanos. Es para todas la población, de manera gratuita”, subrayó.

“Sólo se van a definir en su momento las prioridades conforme se vaya contando con la vacuna. Los expertos van a decidir, como lo han venido haciendo en la estrategia general,  cómo se inicia la aplicación, a qué grupos va a corresponder primero, pero es para todos los mexicanos”.

Agradeció a Pfizer México, AstraZeneca, CanSino Biologics, universidades, centros de investigadores, patrocinadores, sociedad civil, además de que la ONU “está haciendo lo propio. Estamos también inscritos en ese plan de adquisición y distribución de vacuna, porque surge de una propuesta nuestra de que la ONU intervenga para que se evite el lucro y el acaparamiento tanto de medicamentos como de vacunas”.

De manera especial, agradeció a los presidentes de China y de Estados Unidos su respaldo. Mencionó que la firma del convenio con una empresa estadunidense fue por la gestión que “hicimos con el gobierno de Estados Unidos.

El presidente abundó que parte de los 35 mil millones de pesos que se tienen para la vacuna provienen del  presupuesto y de ahorros. Para el próximo año, adelantó, se incluirá lo que “se va a ahorrar por lo de fideicomisos.

“No todo lo que se manejaba en los fideicomisos se va a utilizar con este propósito, pero sí una cantidad considerable, porque había mucho derroche y mucha corrupción, opacidad”.

Insistió:  “Había un manejo discrecional en fideicomisos, en fondos; ese dinero se utilizaba para mantener a ciertos grupos, hasta dar subsidios a grandes empresas. Una gran injusticia. Por eso están todavía defendiendo estos privilegios, pero no podemos nosotros seguir tolerando la corrupción, no podemos permitir tantas injusticias. Vamos a demostrar cómo se manejaban estos fideicomisos”, señaló.

¡ Comparte !